Significado de los Símbolos del lavado de etiqueta de ropa

Organizar nuestro lavado para alargar la vida de nuestra ropa, conocer los símbolos de la etiqueta de ropa qué significan cuesta, círculos tachados, triángulos y cuadrados con marcas extrañas, pero una vez aprendemos a hacerlo, es muy sencillo.


Así que si tenemos la oportunidad de hacer pequeños cambios en nuestras rutinas para reducir esos efectos, conviene hacer el esfuerzo. Más aun si con ello podemos ahorrarnos algo de dinero cuidando nuestra ropa.


Los primeros símbolos de lavado y planchado de la ropa fueron creados en 1958, con la aparición de los materiales sintéticos después de la Segunda Guerra Mundial cambió los hábitos de los consumidores, familiarizados hasta entonces solo con las fibras naturales. Inventaron un lenguaje universal basado en símbolos gráficos de lavado de ropa. Los primeros iconos simbolizaron el lavado y el planchado y a estos se irían incorporando poco a poco nuevos símbolos hasta llegar a los actuales.


Son 5 sistemas de pictogramas para instrucciones de lavado de ropa: Estados Unidos, Europa, Japón, China, Australia y Canadá hasta hace poco tenía uno propio, pero se fusionó recientemente con el sistema estadounidense.

Aunque las prendas se fabriquen en otros países como China, todas deberían llevar el etiquetado de la región en la que se van a comercializar y se complementan con instrucciones escritas.


El hecho de no leer las etiquetas de la ropa, o de cortarlas directamente, puede hacer que cometamos errores a la hora del lavado o planchado y que, a la larga, estropeemos nuestra ropa preferida.


Si eres de las que aún no ve los símbolos de la ropa y crees que se está dañando por este motivo, ¡atenta a la siguiente guía!


Símbolos de lavado más importantes

Para empezar, vamos a ver cuáles son símbolos de lavado más usuales que podemos encontrar en la etiqueta de la ropa:



Si eres de los que cortas las etiquetas de la ropa, procura guardarlas con indicaciones claras para saber a que prenda pertenece.




Estos símbolos pueden referirse tanto a lavado a máquina como a lavado a mano. Cuando la prenda debe lavarse solo a mano se recomienda que la temperatura del agua no supere los 40º C y hay que evitar frotarla y retorcerla.


En lo referente a los ciclos, el corto suele equivaler a un programa para tejidos sintéticos y el delicado al programa especial para prendas delicadas, por ejemplo, de lana.



Solo se pueden usar blanqueadores cuando el símbolo de la etiqueta correspondiente es el del triángulo vacío. En cambio, cuando el triángulo aparece rayado, se recomienda usar solo blanqueadores de oxígeno o sin cloro.



Si la prenda acepta la secadora, es importante tener en cuenta las indicaciones de temperatura en la correspondiente etiqueta de lavado, las cuales vienen representadas por puntos. Un punto indica que el programa debe ser suave, dos puntos que acepta un secado medio y tres, un secado a alta temperatura.


El símbolo de colgado puede ser en cuerda o en un colgador. En el secado en vertical es importante dejar escurrir la prenda de manera natural y al aire libre (se recomienda evitar el proceso de centrifugado). En el secado horizontal se recomienda tender la prenda en plano (chalecos, abrigos, almohadas) para evitar que pierda su forma original





Los puntos indican la temperatura máxima recomendada en cada caso. Tres puntos significa que la prenda acepta temperaturas máximas de 200º C (habitual en el algodón, lino, viscosa); dos puntos, que la temperatura recomendada no debe superar los 150º C (lana, mezclas y poliéster) y un punto, un máximo de 110º C y mejor evitar el uso de vapor (seda natural, sintéticos).



  • Separa tu ropa por colores: colores oscuros, tenues y blancos. Así evitarás que tus prendas se manchen con colorantes distintos.

  • Revisa las etiquetas de cada prenda para asegurarte de saber si requieren algún trato especial, como un ciclo delicado o lavar en tintorería.

  • Sube todos los zippers, desabotona y revisa con cuidado todos los bolsillos.

  • Evita sobrecargar la lavadora. Coloca en ella la cantidad justa de ropa y asegúrate de programarla para utilizar solo la cantidad de agua necesaria.


Si lees las etiquetas es mejor para la ropa, mejor para el planeta y mejor para tu bolsillo.




¿Lavas las prendas siempre en el mismo programa?











Escrito por Jeannette Escudero, Consultora de Organización de Espacio y Coach de Orden, fundadora de Hogarnizarte. Te ayudo a organizar y optimizar tus espacios, también a guiarte en tus rutinas diarias para simplificar tu vida.