¿Cómo hacer la limpieza de primavera?

¿Cuántas veces has pensado que tu casa necesita una limpieza profunda?


Cualquier cambio de estación es una buena ocasión para hacer una limpieza a fondo en casa, pero la primavera es quizás el mejor momento.






Te dejo estas ideas que te ayudarán a organizarte con tiempo y limpiar y ordenar tu casa para empezar bien la nueva estación. 


Empieza abriendo todas las ventanas para que se ventile la casa y vaya renovando bien el aire de todas los espacios.


Mientras, aprovecha para planificar la limpieza por zonas. Empieza por las que no se limpian a diario, como las zonas más altas.


La limpieza y orden de primavera es sinónimo de renovación.


Un hogar ordenado y limpio significa energía pura y limpia, y éste tipo de energía son necesarios para mantener la felicidad, la salud y las buenas vibraciones en nuestro hogar.


La primavera es la ocasión ideal para poner al día nuestra casa, airearla y que ésta respire después de meses de frío y calefacción.


Es la limpieza más renovadora para tu

casa. Llega la hora de airear, de limpiar a fondo, de refrescar y de deshacerte de

lo que no usas. ¿Empezamos?


ANTES DE EMPEZAR

Decide cómo te vas a organizar.

Por conceptos: ventanas, ropa, suelos...

O por zonas: cocina, salón, baño


Este es el sistema que elegí, para planificar mejor.

Haz una lista de todo lo que vas a limpiar en cada espacio y, después ve tachando.

Lo mejor es destinar un día a cada zona.


Las claves de esta limpieza

Ventilar, Despejar, Ordenar, Limpiar, Renovar,

Ambientar y Perfumar son los pasos clave.


TU KIT DE LIMPIEZA BÁSICO

Un limpiador multiusos a base de agua,

vinagre y aceites esenciales

Trapos de microfibra para el polvo

Guantes para las zonas más sucias

Varios tipos de cepillo

Esponjas

Bolsas de basura para todo lo que vas a tirar

Aspiradora

Cubo y fregona

Mopa, plumero o escoba (para las zonas más altas)


Deshazte de todo aquello que ya no utilices y dónalo, regálalo o, si está en mal estado, llévalo a un punto limpio. Y sé positiva: no te agobies y tómate tu tiempo para limpiar y ordenar.


Reemplaza los textiles de invierno por otros más ligeros y frescos, en algodón o lino y de colores claros. Antes de guardar los complementos de invierno, lávalos y guárdalos en bolsas textiles para que transpiren.


Lava y retira las prendas textiles de invierno

para el hogar. Será el momento de lavar mantas,

edredones, fundas de cojines, cortinas y alfombras

que han servido para aportar calor a la casa.

Para ello, habrá que seleccionar qué podemos lavar

en casa y qué tendremos que llevar a la tintorerí

RENUEVA LAS CORTINAS

Si tienes cortinas con mucho cuerpo, cámbialas por otras más ligeras –de algodón o de lino–. Antes de guardarlas, repasa si hay algún descosido, límpialas y guárdalas envueltas en papel de seda. Y si tus cortinas ya son frescas, lávalas con un programa antiarrugas y cuélgalas húmedas, te ahorrarás plancharlas.


Quita estores y cortinas y aprovecha para lavarlos.

Cuélgalos un poco húmedos para menos arrugas.

Coloca unos más ligeros.


ZÓCALOS Y RINCONES

Si el aspirador no llega, prueba con un cepillo pequeño para levantar el polvo, y luego aspíralo. Los zócalos de madera, que son muy comunes, se limpian con un paño humedecido en jabón neutro. Sécalos bien y dales un poco de cera.




LIMPIA LAS PAREDES CON MANCHAS

Con jabón neutro diluido en agua. Prepara la cantidad necesaria para toda la pared porque si te paras a la mitad, puedes crear una marca difícil de eliminar.


JABÓN NEUTRO PARA LAS PUERTAS

Si tienen relieves, como cuarterones o marcos, repásalas con un cepillo de dientes. Luego aclara con agua y seca con un paño que no deje pelusa. Para comprobar que no quedan marcas, mira la puerta a contraluz.



LIMPIA LOS ENCHUFES E INTERRUPTORES

Límpialos primero con un paño húmedo bien escurrido, y si queda alguna mancha, retírala con un algodón mojado en un poco de alcohol. Si el interior de los bordes ha acumulado suciedad, deberás retirar el embellecedor con un destornillador y limpiarlo bien. Ten la precaución de hacerlo todo con la luz desconectada para evitar cualquier descarga.


HAZ UN LIMPIACRISTALES CASERO

Mezcla vinagre y agua, y aplícalo con un pulverizador sobre cualquier superficie de cristal. Otra opción es añadir al agua un poco de lavavajillas y unas gotas de amoníaco, y luego, secar con papel de periódico. No olvides repasar las persianas y los marcos de las ventanas. 6.500


Aspiraremos los sofás por todas partes (los bajos, la espalda y los cojines). Si tienen alguna mancha,

conviene limpiarla con amoniaco disuelto en agua

o con espuma seca especial para manchas.

Este mismo proceso de limpieza puede realizarse

con las alfombras y las tapicerías.

Elimina el polvo de techos y paredes con una mopa

(o una escoba) envuelta en un paño. Párate en las

esquinas y en las zonas con relieves.


Las lámparas. Hay que tener la precaución de que estén apagadas, basta con pasarles un plumero

y después un paño húmedo.

Si las lámparas son de cristal (como las de araña) la forma más adecuada de limpiarlas es con unos guantes de algodón humedecidos repasando cristal por cristal.

RENUEVA LAS PLANTAS

Las plantas, además de decorar, humedecen el ambiente, y lo purifican. Aprovecha esta limpieza de primavera para retirar el polvo que se acumula sobre sus hojas, limpiándolas con un paño suave empapado en leche.


PON ALFOMBRAS MÁS FRESCAS

Como las de fibras. Las de invierno, espolvoréalas con bicarbonato y deja que actúe 15 minutos. Después, aspíralas. Quedarán limpias y evitarás los parásitos y los malos olores. Si prefieres utilizar espuma seca, aplícala por zonas de 1 m2, y retírala con un paño. Guarda las alfombras enrolladas, así no se deformarán.


VACIAR Y LIMPIAR

Se puede aprovechar para hacer el cambio de armario.

Para ello, se saca todas las prendas o ropa de hogar,

se aspira, se pasa un paño húmedo por el interior

y se vuelve a ordenar aquello que se vaya a guardar.



Espero te sirvan todos estos consejos


Un Abrazo

Jeannette

Fundadora de Hogarnizarte